poesia

Club Noir

El cobijo de la noche

entre sus muros de negro espeso

se escabulle mi cuerpo rebotando de un lado a otro.

Pensado en los infinitos porvenires donde ser protagonista 

me imagino desamparada 

como una calle vacía de pisadas sin rumbo.

Observadora de tu presencia, 

imagino tus horas con las mías, 

mientras contemplo el bullicio de luces

proyectadas sobre las paredes de esta habitación.


Paula

Photo by: Katrien de Blauwer

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.